Regreso a la blogosfera educativa tras días de frenética actividad ciudadana.

Hago una incursión por Planeta educativo y me atrae un post sobre el profesorado y los libros de texto en La clase abierta. Se afirma en él que “ahora, con lo fácil que es publicar y compartir en la Red, deberían ser muchos más los profesores que se atrevieran (si fueran libres para ello, pues muchas veces es el centro el que decide) a desprenderse del corsé del libro de texto”. Y se apunta que el wiki es una “excelente plataforma para recopilar y organizar información, recursos, actividades… Y compartirlo y hacerlo juntos, involucrando también a los alumnos.”

Se ponen algunos ejemplos con wikis que tienen esta función, entre los que están Littera, con recursos para Lengua y Literatura, confeccionado por Antonio Solano.

Yo también creo que la Red no se aprovecha lo suficiente para que el profesorado vaya ganando autonomía a la hora de decidir qué textos usar, qué actividades proponer, qué secuencias de trabajo diseñar…

¿Cuál es la razón? ¿El peso de la tradicional sujeción al libro de texto, que ha fomentado un profesorado poco autónomo? ¿La falta de familiaridad con las TIC? ¿El corsé administrativo, como se apunta en La clase abierta?

Supongo que para explicar el hecho hay que recurrir a múltiples factores. Pero de lo que estoy convencido es de que la poca familiaridad con las TIC es un factor menos decisivo que la dependencia del libro de texto que caracteriza al profesorado en la escuela española. Si éste estuviera interesado en elaborar sus propios materiales, desembocaría necesariamente en los blogs, en los wikis, en las cazas del tesoro, etc.

Se aprende lo que se necesita saber. ¿Se están convirtiendo las TIC en una necesidad para el profesorado?